Estas recetas nos la manda Miriam, desde Cartagena de España, una zona donde abundan las verduras frescas. Yo he hecho los champiñones y me han quedado deliciosos. Las presentamos juntas porque combinan perfectamente.

RECETA DE CHAMPIÑONES RELLENOS:

Ingredientes:

Champiñones enteros grandes
Carne picada de cerdo (o la que se prefiera)
Cebolla
Bechamel
Queso rallado
Sal
Pimienta

Para empezar lavamos los champiñones y vaciamos reservando la parte tierna del tronco y carne interna.
En una sartén salteamos con poquito aceite de oliva la carne picada, la cebolla bien picadita y la carne del champiñón también picadita. Salpimentamos y, o bien hacemos la bechamel aparte, o la hacemos en la misma sartén más rápido, cuando tenemos hecho el sofrito añadimos un chorrito de leche desnatada o semidesnatada a la sartén y espolvoreamos con un buen pellizco de harina o maizena y damos vueltas a todo a fuego lento hasta que quede espesita la salsa. Mientras hacemos nuestro sofrito en la bandeja del horno asamos un poco los champiñones enteros al gusto mas o menos hechos. A continuación rellenamos con nuestro sofrito cada champiñón y espolvoreamos por encima el queso rallado curado tipo parmesano u otro queso curado. Volvemos a meter en el horno o microondas con el grill durante unos pocos minutos hasta que veamos el queso doradito.
Y ya tenemos los champiñones listos para servir. Receta rápida y sencilla, ideal para un picoteo o cena entre amigos 😉

RECETA DE ROLLITOS DE PUERRO:

Ingredientes:

4 Puerros
8 lonchas de jamón york
1 huevo
perejil
aceite
1 diente de ajo
un chorrito de limón

Ponemos un cazo en el fuego con agua y los tronquitos del puerro de unos 10cm de largo cada uno, y desde que empieza a hervir lo dejamos unos 10 minutos hasta que estén un poco blanditos. Retiramos del fuego, pasamos por agua fría y los envolvemos con una loncha de jamón york. Batimos un huevo y ponemos un poquito de pimienta negra molida y sal, y pasamos los rollitos por el huevo batido y rápidamente los ponemos en la sartén con un poquito de aceite (unas 4 cucharadas soperas) que tendremos ya preparada y caliente. Los pasamos hasta que estén doraditos, y los vamos poniendo en un plato con papel de cocina para que suelte un poco el aceite. Mientras hacemos una salsa verde con el perejil, un diente de ajo, un chorrito de aceite y otro de limón pasado por el mortero, y le ponemos un poquito de esta salsa a cada rollito ya para servirlo.
Este es otro aperitivo ligero, rápido e ideal para cualquier hora del día.