Estudios demuestran que los niños que empiezan a consumir pescado más tarde tienen más opciones de desarrollar todo tipo de alergias. Antes se pensaba todo lo contrario y de hecho, los pediatras no recomendaban la ingesta de pescado hasta después del primer año. Incluso se piensa que el consumo bajo de pescado con grasas omega 3 puede incrementar el riesgo de alergias a cualquier edad. Ricos en grasas omega 3 son los pescados azules, que se reconocen por la forma de la cola en ‘’V’’, aunque se desaconseja que los niños y mujeres embarazadas consuman el pez espada, el tiburón y la caballa por su alto contenido en mercurio. La Revista ‘’Pediatrics’’ conocida mundialmente, hablaba recientemente de menos índices de asma en los niños que habían empezado a comer pescado a partir de los 6 meses.

salmón

salmón

varitas de merluza   Las conocidas varitas de pescado que tanto gustan a nuestros niños suelen estar hechas con pescado bajo en mercurio aunque no son ricas en grasas omega 3. No se sabe el por qué de esta asociación, pescado-alergias, pero los estudios están demostrados.   Este artículo está basado en el New York Times Service.